Kuwait puede ser clave para mejorar los vínculos entre Turquía y el Golfo

Por Sinem Cengiz para Arab News

Ciudad de Kuwait. [Creative Commons]

Desde el comienzo de este año, hubo innumerables informes sobre la posibilidad de que Turquía ‘normalice’ sus relaciones con Egipto, Israel y los países del Golfo. Estos informes tienen una base en la realidad, ya que los funcionarios turcos dejaron en claro en varias ocasiones que Ankara quiere reparar los lazos con estos actores regionales, particularmente, con los Estados del Golfo, especialmente después de la Declaración de Enero de Al Ula que puso fin a la larga disputa con Qatar.

[Se prohíbe expresamente la reproducción total o parcial, por cualquier medio, del contenido de esta web sin autorización expresa y por escrito de El Intérprete Digital]

En las últimas dos décadas, las relaciones de Turquía con el Consejo de Cooperación del Golfo (CCG) experimentaron altibajos. Aunque las relaciones de Turquía con el CCG alcanzaron un punto cúlmine después de que el bloque regional concediera a Ankara el estatuto de socio estratégico en 2008, los acontecimientos posteriores a los levantamientos árabes en Siria, Egipto y Libia, y, más recientemente, la situación en el Mediterráneo oriental, pusieron a Turquía en un camino de colisión con algunos países del Golfo. 

Ankara, que mantiene buenas relaciones con Qatar, Kuwait y Omán, declara que está dispuesta a esforzarse por mejorar las relaciones con los demás Estados del Golfo: Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos y Baréin. Kuwait, por su parte, tiene una larga historia de mediación en la región —más recientemente desempeñó un papel fundamental para poner fin a la controversia con Qatar. ¿Puede desempeñar ahora un papel similar en las conversaciones con Turquía? Para responder a esto es importante analizar más de cerca las relaciones entre Turquía y Kuwait.

El Ministro de Relaciones Exteriores de Kuwait, Jeque Ahmed Nasser Al Sabah, realizó una visita oficial de dos días a Ankara la semana pasada. Estuvo en la capital turca para copresidir la segunda reunión del Comité Conjunto de Cooperación Turquía-Kuwait (la primera se celebró en octubre de 2013). Esta reunión, casi ocho años después y a nivel de Ministros de Asuntos Exteriores, se considera extremadamente importante.

Durante la conferencia de prensa que siguió, los ministros anunciaron que se habían firmado seis acuerdos que abarcaban varios sectores como parte de los esfuerzos por desarrollar las relaciones entre los dos países. Además, se acordó un plan de acción quinquenal y las dos partes intercambiaron puntos de vista sobre una serie de cuestiones regionales, en particular Siria, Yemen y Libia.

En febrero, el Ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Mevlut Cavusoglu, completó una gira por el Golfo que incluyó visitas a Kuwait, Omán y Qatar. La primera parada fue Kuwait, puesto que es un importante socio regional para Turquía, especialmente en los ámbitos de la economía y el turismo. En una entrevista con el periódico kuwaití Al Anba, Cavusoglu afirmó que la visita —la primera que realizó al país— tuvo un significado simbólico debido a la contribución de Kuwait a la reciente resolución de la crisis diplomática entre Qatar y las otras naciones del Golfo. 

El Presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, también visitó Kuwait y Qatar en octubre pasado. Durante su parada en el primero, se reunió con el nuevo emir, el jeque Nawaf Al Ahmad Al Sabah, a quien ofreció sus condolencias por la muerte el mes anterior de su predecesor, el jeque Sabah.

Hay cinco factores que motivan los vínculos turco-kuwaitíes: el histórico/político, el económico, el de seguridad/defensa, el de la visión regional y el de la asistencia humanitaria. A pesar de los rumores en 2018 de que los kuwaitíes habían pedido a Ankara establecer una base militar en su territorio, Kuwait finalmente optó por una opción menos controvertida y en su lugar firmó un acuerdo de cooperación en defensa y seguridad.

Turquía acoge a millones de sirios desplazados y les está proporcionando asistencia humanitaria en sus campamentos de refugiados. Kuwait, por su parte, es uno de los mayores donantes de ayuda al pueblo sirio y llevó a cabo varias campañas humanitarias en la frontera sureste de Turquía con Siria.

La relación de Turquía con Kuwait podría describirse como la más estable de todas con una nación del CCG, sin altibajos significativos. No se vio afectada, negativa o positivamente, por ninguna cuestión. Ankara está dando ahora una importancia especial al desarrollo de sus relaciones con los países del Golfo, a pesar de sus diferencias ideológicas, por lo que Kuwait podría servir como un pilar importante en el alcance turco a la región.

La semana pasada se informó que Cavusoglu había llamado dos veces a su homólogo bareiní, Abdullatif bin Rashid Al Zayani. Se dice que discutieron sobre sus vínculos bilaterales y sobre posibles visitas mutuas. Si alguna de esas visitas se realizara en un futuro próximo, representaría un avance significativo en las relaciones entre Turquía y el Golfo.

Erdogan también declaró el mes pasado que Arabia Saudí estaba interesada en comprar drones armados de Turquía, la última señal de un posible deshielo en las relaciones entre los dos Estados.

Con la ruptura del CCG con Qatar y la guerra de Libia empezando a decaer, hay oportunidades para una mayor cooperación. El tiempo dirá si alguna de estas naciones irá por ese camino.

Desde hace años apoyo las relaciones mutuas y respetuosas entre Turquía y los países del Golfo. Ambas partes comparten una amplia gama de intereses y preocupaciones comunes en esta inestable región, como el aumento de la actividad iraní, el incremento de las amenazas procedentes de agentes no estatales y la participación de agentes mundiales en los asuntos regionales.

Cada Estado tiene su propia percepción de las amenazas y visión de su postura en la región. Sin embargo, la diplomacia es una herramienta fuerte que se puede utilizar para mitigar las diferencias ideológicas. Nadie espera que los problemas que Turquía tiene con las naciones del Golfo se resuelvan de la noche a la mañana, pero cualquier paso que se dé en este camino será, verdaderamente, un gran paso.

[Se prohíbe expresamente la reproducción total o parcial, por cualquier medio, del contenido de esta web sin autorización expresa y por escrito de El Intérprete Digital]

Sinem Cengiz es analista política turca especializada en las relaciones de Turquía con Oriente Próximo.

N.d.T.: El artículo original fue publicado por AN el 11 de abril de 2021.