Protestas sociales

La estabilidad en Marruecos pasa por la estabilidad de los precios

Dado que cada acentuación de la inflación acaba por provocar un aumento de las protestas, Marruecos aprendió la importancia de hacer frente a la inflación de forma eficaz. Después de 2010, cuando la tasa de inflación superó el 2%, también aumentaron las tensiones sociales. Los ingresos y el poder adquisitivo de los ciudadanos eran muy bajos, ya que la inmensa mayoría de la población no podía ahorrar ni diversificar sus ingresos.